Préstamos

Descubra las mejores opciones de préstamos personales para usted: Qué buscar y cómo comparar

Si está buscando un préstamo que le proporcione dinero en efectivo al instante, los préstamos personales son probablemente la mejor opción para usted. Estos préstamos son útiles si necesitas una cantidad de dinero que está guardada en algún lugar y no puedes acceder a ella en otro sitio. Lo mejor de estos préstamos es que los prestamistas los ofrecen a cualquier persona siempre que cumpla ciertos criterios. No se necesita ninguna garantía o activo para poder optar a estos préstamos y, por tanto, también se conocen como préstamos sin garantía. Además, no sólo proporcionan financiación inmediata, sino que también son asequibles. Por ejemplo, algunas empresas pueden cobrar tipos de interés muy altos por los préstamos personales; sin embargo, hay muchas otras que también ofrecen tipos de interés competitivos. Dicho esto, es importante saber qué tipos de préstamos personales existen para poder elegir el más adecuado a tus necesidades y circunstancias. A continuación te contamos todo lo que necesitas saber sobre los préstamos personales: desde los diferentes tipos disponibles y por qué pueden ser adecuados para ti, hasta cuánto cuestan y qué requisitos de seguridad debes cumplir para que te los aprueben.

¿Qué son los préstamos personales?

La forma más básica de entender el concepto de préstamo personal es imaginar que estás pidiendo dinero prestado directamente a un prestamista. Esto es diferente a tomar una tarjeta de crédito, que es un tipo de préstamo en el que el prestamista pone su dinero en tu cuenta y luego te descuenta una determinada cantidad cada mes. Normalmente, la solicitud se realiza por Internet y se proporciona a los prestamistas un historial financiero completo, que incluye los ingresos actuales y pasados, los activos y la información crediticia. Los prestamistas determinan entonces su elegibilidad y aprueban o rechazan su solicitud. Una vez aprobada, los prestamistas le ofrecen un préstamo en función de su capacidad para devolverlo. Normalmente, los préstamos personales se utilizan por diversos motivos, como el pago de los estudios, la puesta en marcha de un negocio o la consolidación de deudas, entre otros. De hecho, uno de los usos más populares de un préstamo personal es cubrir el coste de una educación.

¿Cómo funcionan los préstamos personales?

Hay varias opciones a la hora de solicitar un préstamo personal. Puedes solicitarlo en línea, por teléfono o en persona. Algunos prestamistas ofrecen incluso aplicaciones móviles, que facilitan aún más la solicitud de un préstamo. Después de presentar la solicitud, el prestamista llevará a cabo un análisis financiero de su solicitud para determinar si cumple los requisitos para el importe y las condiciones del préstamo que se le ofrece. Dependiendo del prestamista y del tipo de préstamo, el proceso de aprobación puede tardar unos días. Una vez aprobado, su préstamo se transferirá directamente a la cuenta del prestamista y podrá acceder a los fondos en línea.

Tipos de préstamos personales

  • Préstamos para empresas: Estos préstamos están diseñados para propietarios de empresas e inversores que quieren pedir un préstamo para financiar sus empresas. Un préstamo comercial puede utilizarse como garantía para asegurar un préstamo comercial para comprar equipos, o para ampliar la empresa.
  • Tarjetas de crédito: las tarjetas de crédito son un tipo de préstamo sin garantía que puede utilizarse para casi cualquier propósito, excepto para pagar los impuestos atrasados. Las tarjetas de crédito son ideales para las personas que tienen un historial crediticio positivo y están dispuestas a pagar el saldo cada mes o a pagar el importe total al final del año.
  • Préstamos sobre el capital de la vivienda: este tipo de préstamos le permiten acceder al capital de su casa, por lo que son una buena opción si desea renovarla o mejorarla.
  • Préstamos para automóviles: Una buena opción para las personas que quieren comprar un vehículo más grande y necesitan hacer pagos durante varios años.
  • Préstamos para estudiantes: Este tipo de préstamos suele estar disponible con un tipo de interés fijo, lo que significa que no tienes que pagar tanto si no los pagas enseguida.

¿Es un préstamo personal adecuado para usted?

Antes de solicitar un préstamo personal, analice su situación financiera. Asegúrate de que puedes devolver el préstamo en un periodo de tiempo razonable. Si puede pagar cómodamente el préstamo, puede ser una buena opción para usted. Sin embargo, asegúrese de no pedir un préstamo excesivo. Algunos expertos financieros recomiendan mantener la utilización de su crédito por debajo del 30%. En resumen, tu deuda total (tarjetas de crédito, hipotecas, etc.) no debería ser superior al 30% de tus ingresos totales. Si pide prestado más que eso, aumentará sus pagos de intereses y empeorará mucho su situación.

Antes de presentar la solicitud, ten en cuenta los requisitos de los prestamistas.

Hay ciertas cosas que debes tener en cuenta antes de solicitar un préstamo personal. En primer lugar, debes asegurarte de que realmente necesitas un préstamo y de que puedes devolverlo. En segundo lugar, debe asegurarse de que cumple los requisitos del prestamista. Algunos prestamistas exigen una cantidad mínima de ingresos, mientras que otros pueden exigir una determinada puntuación de crédito. En tercer lugar, tiene que asegurarse de que entiende los términos y condiciones del préstamo, incluidos el tipo de interés, el importe y la forma de reembolso.

Cómo conseguir la aprobación de un préstamo personal

Ahora que ya sabes cómo conseguir la aprobación de un préstamo personal, es el momento de solicitarlo. Hay varias formas de solicitar un préstamo, como por ejemplo en línea, por teléfono o en persona. Una vez que haya decidido el método que desea utilizar, esto es lo que debe hacer a continuación. – Encontrar el prestamista. Antes de solicitarlo, asegúrate de encontrar el prestamista adecuado. Compare los prestamistas para encontrar el más adecuado para usted. – Completa la solicitud. Una vez que hayas encontrado el prestamista adecuado, es el momento de rellenar la solicitud. – Cumplir los requisitos. Una vez completada la solicitud, es hora de cumplir con los requisitos del prestamista. – Esperar la aprobación. Una vez cumplidos los requisitos del prestamista, es el momento de esperar la aprobación. Una vez aprobada, el dinero debería ser transferido a tu cuenta bancaria en uno o dos días.

Resumen

Los préstamos personales pueden ser una buena forma de conseguir dinero rápido. A diferencia de los préstamos de los bancos y otras instituciones financieras, no es necesario poner una garantía ni demostrar unos ingresos constantes durante un periodo de tiempo.

Botón volver arriba